¿Y cuándo acabamos la carrera, qué?

emprender despues de estudiar

Los jóvenes estamos hartos de escuchar en esta sociedad que tenemos que ser emprendedores, que tenemos que ser originalesimaginativosdiferentes… pero no tenemos ninguna ayuda.

La mayoría de nosotros podemos hacer un máster para ampliar (por decirlo de alguna manera) lo que en la carrera no nos han enseñado porque nuestros padres nos lo pagan con sus ahorros, o porque tenemos un trabajillo extra para pagarnos nuestros gastos y decidimos emplearlo en un curso, máster o gastárnoslo en irnos a otra ciudad (Madrid/Barcelona para los que somos de fuera de las grandes urbes) a trabajar de gratis mientras nos pulimos los ahorros familiares o de trabajillos extra en pagar una habitación y el transporte.

En muchas ocasiones, no podemos seguir esperando más a que nos llegue el trabajo de nuestra vida y tenemos que lanzarnos a la piscina. ¿Por qué no me dedico a lo que me gusta y vendo esos cuadros que pinto los fines de semana? ¿Por qué no alquilo un local y me dedico a arreglarle a la gente el ordenador o la pantalla del móvil? ¿Y de dónde saco el dinero para empezar? Es la pescadilla que se muerde la cola si tienes que pedirles de nuevo dinero a tus padres o seguir en ese trabajo que odias para poder hacer lo que te gusta.

Hoy en día existen ya muchos medios de financiación, a parte de los bancos, que proporcionan seguridad y tranquilidad para obtener un pequeño crédito y devolverlo cómodamente, como por ejemplo los préstamos online y seguros de sucrédito.es. Es como pedirle una ayudita a tu familia pero sin cargo de conciencia. También debo añadir que este tipo de minicréditos, aun siendo muy fáciles y rápidos de pedir (apenas 10 minutos), debemos hacerlo de manera puntual y con precaución. (Ésto es importante). La facilidad de tramitación es otra de sus principales características, ya que en sólo tres pasos se completa el trámite que es eminentemente online. Otro valor que tienen estos minipréstamos es el hecho de admitir a personas que están registradas en lista de morosidad como Asnef y que, por tanto, están excluidas del circuito crediticio. Otras opciones para personas en Ansef son los micocréditos de VíaSMS aunque en este caso la entidad impone ciertas condiciones de aceptación dependiendo de la cantidad de deuda registrada.

Son precisamente estas comodidades en la tramitación y el amplio espectro de clientes que admiten las principales causas de que, en algunas ocasiones, haya personas que pidan el crédito sin ser conscientes de que tendrán que devolverlos con unos elevados intereses. Por ello, como ya he comentado con anterioridad, hay que apelar a la responsabilidad en la solicitud de estos créditos rápidos por internet.

No esperes más para ser feliz, cumple tus sueños, arriésgate, autoempléate, desarrolla tus habilidades como tú sabes, verás que al final, aunque el camino es duro, es gratificante conseguir tus propósitos sin enchufes, ni favores de nadie, exclusivamente con tu trabajo y fuerza de voluntad.

Artículos relacionados

Acerca del autor

Deja tu comentario

Mostrar
Ocultar