BMW Vision Efficient Dynamics, deportividad, potencia y ecología



bmw_vision_efficient_dynamics_4483_5

No es la primera vez que os muestro un coche futurista con piel propia, o un prototipo de diseño exquisito. Hoy os traigo una apuesta de BMW por la potencia y la ecología: el nuevo Vision Efficient Dynamics.

Este espectacular prototipo dará mucho que hablar en el próximo Salón del Automóvil de Frankfurt (del 17 al 27 de septiembre).

El BMW Vision Efficient Dynamics es un impresionante deportivo construído con materiales ligeros y dejando su peso en 1.395 kilos. El resultado aerodinámico obtiene un registro fantástico, con un coeficiente Cx de 0,22. El interior cuenta con un habitáculo para cuatro plazas independientes que no dejará marchar a la familia junta de vacaciones debido al reducido maletero de 150 litros

Dejémonos de tonterías y vayamos al grano, a lo que nos interesa: las tripas del cacharro. (Cojo carrerilla). Este “coche” cuenta con un innovador sistema de propulsión, que recurre a un pequeño motor turbodiesel de tres cilindros y a dos potentes motores eléctricos, dando en total 356 cv de potencia y 800 Nm de par. Con esto acelera de 0 a 100 km/h en 4,8 segundos y alcanza una velocidad máxima (limitada electrónicamente) de 250 km/h.

Pero lo sorprendente no son las prestaciones de velocidad, potencia o aceleración. El consumo y las emisiones se llevan la palma: 3,76 l/100 km de media y 99 g/km de CO2. ¿Qué os parece?

Las baterías de estos motores se van recargando con la energía que se recupera en las retenciones y frenadas, aunque también es posible recargarlos mediante un enchufe conectado a la red eléctrica convencional (en dos horas ya están las baterías recargadas).

Como ya es habitual en los híbridos que están actualmente en el mercado, este coche puede funcionar con la fuente de energía convencional, con la eléctrica o con ambas a la vez. En el caso del BMW Vision Efficient Dynamics, con los motores eléctricos puede recorrer hasta 50 km, lo cual supone una distancia ya muy respetable. Con el motor turbodiesel, que cuenta con un depósito de 25 litros, se pueden recorrer 650 km, por lo que la autonomía combinada es de 700 km.

Lo que viene a mostrarnos este prototipo, es que no es para nada incompatible la deportividad, la potencia y el respeto al medio ambiente. Sabemos que sólo es un concepto pero espero de verdad que las marcas trabajen por un futuro automovilístico seguro, bonito y limpio. He dicho.

Vídeo

Fotos

Fuente
Autocity

2 Comentarios

  1. jose87 6 septiembre, 2009
  2. De Cabo 6 septiembre, 2009

Deja un comentario