Tu blog de Actualidad y Entretenimiento

Mitología Griega: ARES, Dios de la Guerra

Siguiendo con ésta serie mitológica, hoy es el turno de Ares, a petición de DeCabo. Muchos aficionados a la PlayStation le recordarán por ser el dios al que Kratos (protagonista del juego God of War) vende su alma para salvar su vida, y que harto de seguir sus indicaciones decide matarle y convertirse así en el nuevo “God of War” o “Dios de la Guerra”.

ares.jpgPero volvamos a la mitología.
Ares (Marte para los romanos), es el Dios Olímpico de la Guerra, pero también el de la fuerza bruta, en contraposición a Atenea, también diosa de la guerra, pero igualmente de la sabiduría, lo que hace que aparezcan enfrentados en muchos de los mitos. Agresivo y sanguinario, personificaba la brutal naturaleza de la guerra, y era impopular tanto para los dioses como para los seres humanos. Fue uno de los doce dioses principales.
Es hijo de Zeus y Hera . Tuvo numerosas amantes, y sus hijos eran generalmente violentos. Otros, sin embargo, son también héroes menores que juegan un papel secundario en varias leyendas. Dos de ellos Fobos y Deimos (hijos de la Diosa Afrodita y que fueron también sus ayudantes) son los que actualmente dan nombre a los satélites del Planeta Marte (que como ya he dicho, es el nombre los romanos dan a Ares).
Ares representa el espíritu de la batalla. Es violento y disfruta de las matanzas y la sangre. No le importa la justicia, y se deleita solo en combatir. Combate a veces a pie, y a veces en un carro tirado por cuatro terribles caballos. Su tamaño es sobrehumano, y en combate lleva casco, escudo y coraza, y sus armas son la lanza y la espada. Junto a él está también Éride, la discordia, y su hermana Enio, la diosa que representaba las batallas.

Oto y Efialtes eran dos hermanos gemelos gigantes (los Alóadas) que un momento dado quisieron tomar al asalto el monte Olimpo. Lograron secuestrar a Ares y encerrarlo en una urna durante trece meses. Para rescatarlo, Hermes se transformó en ciervo e hizo que los hermanos se arrojaran sus lanzas uno al otro, matándose.

La vida amorosa de Ares está ligada a Afrodita. Afrodita fue la mujer de Hefesto, a quien Zeus le había concedido su mano en agradecimiento por haber inventado el rayo con el que había matado a los gigantes. Este no era más que un matrimonio de estado y Afrodita no quería rendirse a un herrero rengo, rudo, feo y desagradable, por lo que tuvo muchos amantes, entre ellos Ares, quien también fue el primer dios con quien Afrodita se relacionó.
Ares era poco amable y muy duro y al llegar ante Afrodita le explicó sin mayores halagos sus deseos sexuales. Esta no estaba acostumbrada a esta falta de cortesía y palabras de amor y se asustó, pero entonces Ares se despojó de su coraza y de sus armas y Afrodita se entregó a él al verlo mucho mas humano, dulce y cortés. Cuando Afrodita y Ares se unieron una noche, descuidaron el paso del tiempo y Hefesto acudió airado ante el aviso del dios Helio (Dios del Sol) y tejió una malla metálica invisible para tenderles una trampa. En un momento determinado la malla, atada a los extremos de la cama, se soltó y los cubrió y aprisionó. Todo el Olimpo acudió ante tal espectáculo, aunque las diosas abandonaron pronto el lugar por su actitud pudorosa. Los dioses sin embargo, se divertían con enormes carcajadas ante las bromas elocuentes de Apolo y Hermes. Hefesto solicitó de Zeus la devolución de los presentes de la boda dado que Afrodita le había sido infiel, pero el gran dios se mostró receloso ante tal petición. Sin embargo, Poseidón, admirado ante la desnudez de Afrodita, prometió que él pagaría los tributos oportunos si es que antes no lo hacia Ares, con lo que Hefesto liberó a los dos amantes. Luego ambos se fueron humillados a diferentes regiones, y Hefesto olvidó su enojo ya que no quería separarse de Afrodita, quien de nuevo en Chipre, fue purificada por las Gracias, renovada en su virginidad y ataviada de nuevo para la conquista.
Después de esto, Ares tuvo numerosas amantes.

ares3.jpg

También participó en muchas guerras en el mundo de los mortales.
Alcipe, una hija que Ares tuvo con Agraulo, fue violada por Halirrotio (hijo de Poseidón y de la ninfa Éurite). Cuando Ares se enteró lo mató, por lo que fue llevado a juicio en el Areópago, siendo jueces los doce dioses. Fue absuelto. Se considera el primer juicio por asesinato de la historia.

En la guerra de Troya prometió a Atenea y Hera que lucharía del lado de los Aqueos, pero Afrodita logró persuadirle para que luchara junto a los troyanos. Durante la guerra, Diomedes luchó con Héctor y le vieron luchando en el lado troyano. Diómedes pidió a sus soldados que se retirasen lentamente. Hera, la madre de Ares, vio la injerencia de éste y pidió permiso a Zeus, su padre, para alejar a Ares del campo de batalla. Hera animó a Diomedes a atacar a Ares y éste arrojó su lanza contra el dios. Atenea guió la lanza hasta el cuerpo de Ares, quien rugió de dolor y huyó al monte Olimpo donde Zeus dispone su curación, lo que obligó a los troyanos a retirarse.
En otra de las batallas de esta guerra, cuando los dioses comenzaron a tomar parte activa en la guerra de los mortales, Ares se enfrentó directamente con Atenea, pero ella lo dejó inconsciente de una pedrada.

Compártelo con tus amigos

  • Facebook
  • Twitter
  • Google Plus
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS
11 Comentarios en “Mitología Griega: ARES, Dios de la Guerra”
  1. De Cabo 6 diciembre, 2007
  2. Ikeisenhower 6 diciembre, 2007
  3. Abogado 7 diciembre, 2007
  4. Zyrtab 7 diciembre, 2007
  5. mize 7 diciembre, 2007
  6. Zyrtab 7 diciembre, 2007
  7. PeterPunk 8 diciembre, 2007
  8. ana 9 diciembre, 2007
  9. poli 1 octubre, 2008
  10. lone dark 8 septiembre, 2009
  11. antonella 30 julio, 2010

Deja un comentario