Gutiérrez, el visionario


El Madrid rompe su maleficio en Riazor y consigue ganar 18 años después para mantenerse bajo la estela de un Barça que sigue imparable. El Sevilla se redime en casa y logra una importantísima victoria ante el Valencia para no descolgarse del tercer puesto. Por abajo, el Xerez consigue su segunda victoria de la temporada para tomar algo de oxígeno de cara a su salvación.


La jornada de este fin de semana empezaba fuerte con un Espanyol – Athletic, que se antojaba agónico para los ‘periquitos’ y que acababa con final feliz merced a un gol de Luis García, que volvía a marcar después de varias jornadas de sequía. Acto seguido saltaba el Barça a escena. Un Barça que sigue sin hincar la rodilla y que mereció ganar con mayor diferencia de la que significó el solitario gol de Pedrito que, todo sea dicho, estaba en fuera de juego en el arranque de la jugada, por lo que el tanto no debería haber subido al marcador. Pero más allá de todo eso, este Barça sigue dando lecciones jornada tras jornada. Ayer, en un campo que estaba pesadísimo por la lluvia, la mejor opción era acortarlo todo lo posible para no sufrir mucho desgaste físico, y el equipo azulgrana lo supo interpretar a la perfección. Adelantó su defensa más de lo acostumbrado y gracias a su presión habitual, consiguió robar rápido el balón y jugar prácticamente en 50 metros, ya que casi no dejó pasar de medio campo al Sporting. Quizá, el único reproche que se le puede poner a este Barça (por ponerle alguno…) es el acierto de cara al gol, que ya le ha costado varios puntos y, de seguir así, le costará alguno más.

Con todo esto, el Madrid afrontaba su partido sabiendo el resultado del Barça y su distancia de ocho puntos, con bajas importantísimas en el centro del campo y la delantera y con la necesidad de romper un maleficio en Riazor que duraba ya 18 años. La cosa, por tanto, pintaba más que chunga para los blancos. Pero resultó que el equipo de Pellegrini hizo uno de los mejores partidos de la temporada, con una primera parte espectacular. El entrenador chileno sacó un equipo de ‘jugones’, sin ningún jugador de corte defensivo, y el equipo respondió monopolizando el balón durante el primer periodo y mareando a un Deportivo que no sabía ni por dónde le venían… En la segunda parte, los blancos se limitaron a controlar el partido y, aunque el resultado se apretó con el penalti en los últimos minutos, el encuentro estaba más que decidido ya. Por cierto, ni quiero, ni puedo dejar sin comentar la obra de arte que supuso el segundo gol del Madrid. De lo mejor que he visto en muchísimos años. Por favor, siéntense y disfruten. Recréense…


El plato fuerte de la jornada dominical lo protagonizaban Sevilla y Valencia, que nos brindaron un partidazo. Al final, el que se llevó el gato al agua fue el conjunto andaluz que, de no haber ganado, se habría descolgado ya demasiado del tercer puesto. Los sevillistas pusieron más carne en el asador, arriesgaron más y fruto de ello obtuvieron una valiosísima victoria que supone no sólo tres puntos, sino una inyección de moral importante para un equipo que estaba bajo mínimos. Otra vez las cosas vuelven a estar apretadas por arriba.

La noticia triste de la jornada la puso esta vez un equipo que no está acostumbrado a ello, el Villarreal. Después de su derrota en casa ante Osasuna, el consejo de administración del conjunto amarillo decidió prescindir de los servicios de su entrenador, por lo que Ernesto Valverde ha dejado de ser ya el preparador del primer equipo. La cuerda siempre se rompe por el mismo sitio, así que no queda otra que resignarse y mirar para adelante. Seguro que el bueno de Ernesto no tardará en encontrar equipo.


U.D.S.

El Salamanca volvió a pifiarla en casa. Una más de tantas. Dicen que “a entrenador nuevo, victoria segura”, pero esta vez la Unión no fue capaz de hacer bueno el dicho. El archiconocido en la casa Sito se estrenaba en el banquillo unionista después de la destitución de Juan Carlos Oliva, pero el conjunto unionista sólo fue capaz de sacar un punto ante un rival que jugó con diez durante 40 minutos. Se atisban ciertos cambios en la colocación, la actitud y el juego del equipo pero, evidentemente, todavía es muy pronto para juzgar su labor en el banquillo. Habrá que darle, al menos, un mes de margen para ver si es capaz de quitarle los vicios a este equipo. Hasta entonces, se merece un voto de confianza.


Sigue el fútbol:
Clasificación 1ª División
Clasificación 2ª División
La Quiniela

Tags:

Artículos relacionados

Acerca del autor

5 Comentarios

  1. jose87
    1 febrero, 2010
  2. warning
    1 febrero, 2010
  3. ojete calor
    2 febrero, 2010
  4. ojete calor
    2 febrero, 2010
  5. Ingeniero
    2 febrero, 2010

Deja tu comentario

Mostrar
Ocultar