Rajoy da positivo en el control antidoping y podría perder la presidencia.


Mucho se ha hablado en los últimos días de lo silencioso que ha permanecido nuestro futuro presidente desde que ganó las elecciones. Se ha especulado que si estaba trabajando en la sombra, que si no quería saltar a la palestra hasta que no se hiciera oficial su nombramiento, que si estaba requetepensándose lo de la ley del tabaco, hasta si tendría un romance con Terelu se ha llegado a decir.

Finalmente nuestro equipo de investigación se ha hecho con la primicia que asaltará pronto las portadas de los informativos: Rajoy podría haber dado positivo en el control antidoping posterior a la competición en las urnas.

Reina la cautela en la sede del Partido Popular, pero todo indica que el candidato a presidente podría haber dado positivo en justformentrolona, tauritona y speed.

A la espera del contraanálisis que confirmaría el notición del siglo, se está especulando ya con los síntomas mostrados por Mariano Rajoy que habrían hecho filtrarse esta información en los mentideros políticos.

La ausencia de canas en su cabello en contraste con la blancura de su barba hizo saltar las alarmas. Al parecer el consumo de justformentrolona no sería suficiente causa para anular los resultados de los comicios, pero si se confirma que lo mezcló con photosopina … estaríamos hablando de falseamiento de imagen por parte del candidato.

Lo de la tauritona parece un hecho más patente aún si cabe, por la pasión que besó a su mujer en el balcón de Genova sin precedentes en un lider conservador. Pero además parece que alguien oyó como decía a Soraya, “en cuanto pases la cuarentena te voy a meter una vicepresidencia pal cuerpo”.

El speed era ya un rumor de pasillo. Su incontrolado guiño de ojos, su repetida y anfibia manera de sacar la lengua estaban en boca de todos. Los saltos a lo “neng de Castefa” durante la celebración fueron la guinda que confirmaría este pastel.

Todo esto explicaría el preocupado silencio que guarda Rajoy desde su elección. De confirmarse estos puntos, no está claro que es lo que sucedería al no haber precedentes en la democracia española. Mientras unos defienden que tendría que ser alguien del PP menos gafe que Rajoy, y otros dicen que alguien del PSOE, cobra cada vez más fuerza la posibilidad de nombrar a Del Bosque como presidente del gobierno por lo menos hasta final de la temporada. Si no nos eliminan del Euro, probablemente renovaría por tres temporadas más.

Artículos relacionados

Acerca del autor

Deja tu comentario

Mostrar
Ocultar