El Eurofighter Typhoon, la joya de la corona


Dice la Física que la maquina perfecta no existe. Y digo yo que si existiese, seria esta. El Eurofighter Typhoon. Este caza multipropósito de cuarta generación es, actualmente junto con el F-22 Raptor estadounidense, quizá, el mejor caza del mundo.

A principios de los años 80, iba a decir que Europa se ponía de acuerdo en algo pero la realidad es que 4 naciones europeas (no pequemos de utópicos) se ponían de acuerdo para desarrollar conjuntamente un cazabombardero capaz de satisfacer las necesidades de sus fuerzas aéreas. Italia, Alemania, Gran Bretaña y España aunaban esfuerzos para montar el Eurofighter Typhoon, un avión capaz de hacer frente tanto a los proyectos militares norteamericanos, que estaban desarrollando el F-22 Raptor y el F-35, como a los rusos, que estaban comenzando a desarrollar el Su-27 Flanker y el MiG-29 Fulcrum. Inicialmente también formaba parte del proyecto Francia, quien posteriormente lo abandonó ante la negativa del resto de socios de dotar al EF con capacidades para operar sobre portaaviones, así como de concederle a este el 50% de la carga de trabajo.

La producción en función del número de adquisiciones se fijó del siguiente modo: British Aerospace (37%), DASA (29%), Aeritalia (19,5%) y CASA (14%). También se están llevando a cabo exportaciones a otros países, suponiendo el Rafale (caza de 4º generación que Francia desarrollo unilateralmente tras abandonar este proyecto), el F-22 Raptor y el F-35 los principales rivales. Aun así, Gracia (60 aparatos), Austria (18 aparatos) y Arabia Saudí (72 aparatos) han sido los principales compradores, a los que se pueden unir países como India, Pakistán, Noruega, Turquía, Dinamarca o incluso Chile o Brasil.

Esta maravilla de la técnica capaz de volar a Match 1,5 (1,5 veces la velocidad del sonido) tiene un precio de 62.900.000€ (10.465.679.400 Pts., para quien no se haga idea o este interesado en comprar uno). Su asombrosa capacidad de maniobra combinada con la respuesta de sus potentes motores le da una espectacular agilidad en combate. Como elementos destacados incorpora un sistema capaz de detectar y fijar blancos (generalmente en el suelo) mediante infrarrojos, para luego lanzar a dichos puntos los misiles guiados por este sistema para ataques selectivos, así como un sistema que detecta e informa al pilito de actividad hostil, para a continuación adoptar las contramedidas adecuadas ante la naturaleza de dicha amenaza. El piloto va equipado con un traje anti-G no convencional, el cual dispone de una serie de conductos en los zahones anti-G (pantalones) por los que circula un líquido que modifica la presión que dicho pantalón ejerce sobre las piernas del piloto en función del número de G´s que este esté soportando en cada momento. Otro elemento destacable de la indumentaria del piloto es el casco. Este está equipado con una visera que presenta información relativa a su posición y a la de los blancos, siendo capaz además de blocar un objetivo con el simple hecho de mirarlo, para posteriormente lanzarle un misil mediante voz. Incluso para objetivos situados “sobre el hombro”. A todos aquellos que dispongan de la posibilidad de ver este aparato en el cielo en un día de puertas abiertas de alguna base aérea, les recomiendo fuertemente que lo hagan. Yo lo he visto 2 veces y os aseguro que no os defraudará en absoluto.

En este video podéis ver, entre otras cosas, como el piloto fija un objetivo con la vista y lanza el misil con la voz (minuto 4:20).

Artículos relacionados

Acerca del autor

3 Comentarios

  1. Rubén
    24 septiembre, 2007
  2. Stackhouse
    24 septiembre, 2007
  3. Alvaro
    28 noviembre, 2010

Deja tu comentario

Mostrar
Ocultar