La reforma laboral del Gobierno y su aplicación al ultramarinos


Hola a todos, sufridos españoles. Mi intención de hoy es aprender con vuestros comentarios a este post porque hay cosas que se me escapan si no tiro por el camino de la deuda de favores con los (grandes) empresarios. Hoy vamos a intentar (sin ponernos plastas) ver el por qué de la reforma laboral en ciernes, qué es lo que busca y qué es en mi opinión lo que consigue.

La teoría es la siguiente, los empresarios tienen miedo a contratar porque el coste que les supondría un posible despido de ese nuevo trabajador es más de lo que podrían asumir dada la situación ecónomica. Es por ello que si hacemos más barato y más fácil despedir, las empresas se animarán a contratar y reduciremos el paro.

Vale, como milonga no está mal, pero los empresarios no contratan por el bien de la Humanidad, el que tiene una empresa contrata porque tiene trabajo que dar y con él conseguir obtener más beneficio (lo cual es perfectamente lógico y defendible en un sistema capitalista como el nuestro).

Digamos que nuestro empresario es un señor que vende lechugas y tomates en su ultramarinos, ¿cómo aplicaría esta reforma a nuestro grocery manager? (que es mucho más molón que decir tendero)

Aquí estamos vendiendo unos tomates, y de repente vemos que a partir de ahora es más fácil despedir, ¿vamos a ir corriendo a la cola del paro a buscar un par de grocery delivery specialists (chico de los recados) y un par de grocery customer relationship managers (tendero que da conversación)? No veo por qué, lo que me llevaría a contratar nuevos trabajadores es que la gente compre más lechugas.

Es más, si soy el dueño de un pequeño holding de la verdura y el arenque en salazón, como GEO (Grocery Executive Officer) intentaré maximizar beneficios. Mis delivery specialists y mis customer relationship managers cuestan ahora mismo 1000 al mes, si los despido alegando que la venta de la aceituna gazpacha en los últimos meses ha estado muy por debajo de los objetivos, podré contratar otros currelas por 600, hay mucha gente parada esperando una oportunidad laboral en el mundo del grocerismo.

Quede claro que intento hacer coña con algo que no tiene ni puta gracia, y que de hecho para las pequeñas empresas muchas veces es un auténtico drama personal el tener que despedir a un trabajador que ha estado luchando codo con codo con el empresario intentando tirar para adelante. Empresarios los hay de muchos tipos, no creo que les aplique la misma motivación ni la misma lógica a mi colega el carpintero o a mi colega el taxista que a Emilio Botín.

Pero siguiendo con el planteamiento de la reforma laboral, ¿no será mejor centrar nuestros esfuerzos en que el ultramarinos venda más tomates que no en precarizar los puestos de trabajo? ¿No será también beneficioso para el tendero el que las familias tengan estabilidad como para gastarse su dinerito en los tomates y de paso se lleven unas acelguitas, que hoy tenían buena pinta?

Es más, se nos pone dura hablando de la economía alemana. Si hay un país donde sea difícil echar a un tío así le pilles borracho y meándote en las berenjenas aliñás desde lo alto del mostrador, ese es Alemania. No digo yo que su modelo sea perfecto (y lo digo desde la experiencia, no porque me lo hayan contado), pero desde luego el camino de esta reforma nos aleja de lo que hace la Merkel (naturalmente ella la alaba y la pone como ejemplo, pero no es esto lo que hace con los suyos).

Dicen que la implantación de la constitución sueca en España fracasaría por falta de suecos, y probablemente con el modelo laboral pasaría lo mismo, pero es que no tenemos por qué cambiarlo en este momento.

No entiendo este cambio si no es el pago de una deuda contraída por nuestro actual Gobierno con los empresarios (los de verdad, no el tendero con un curso de Opening y aires de grandeza). La veo una forma de aprovechar una situación díficil general para el beneficio particular de quien no lo está pasando mal.

Se habla de flexibilidad, ¿Qué más flexibilidad se le puede pedir a un tío, “afortunado por tener trabajo”, que echa 14 horas para ganar 800€ y mantener a su familia? ¿y si encima no sabe si mañana le van a echar a la calle por dos duros, si le van a mandar a currar a 500km o si le van a bajar el sueldo? Joder con la flexibilidad, yo a eso lo llamo amenaza.

No todo es despido, en la reforma hay alguna medida en el sentido de buscar alternativas (reducciones de jornada), ese puede ser un camino siempre y cuando sea de mutuo acuerdo.

En serio, gente de bien que visitáis este blog, iluminadme, sacadme de la ignorancia, explicadme cómo hacer el despido más barato y más fácil nos puede ayudar en estos momentos de crisis ecónomica. Por favor absténganse hooligans e integristas, que en gesto de buena fe estoy obviando el hecho de que Rajoy y sus actuales ministros negaran en repetidas veces que era esto lo que iban a hacer.

Quedan los comentarios abiertos para todo aquel que tenga algo constructivo que añadir o comentar.

Saludos!

Artículos relacionados

Acerca del autor

7 Comentarios

  1. Roberto
    13 febrero, 2012
  2. Call me Ishmael
    13 febrero, 2012
    • Roberto
      13 febrero, 2012
    • Call me Ishmael
      13 febrero, 2012
  3. Roberto
    13 febrero, 2012
  4. Holala
    13 febrero, 2012
  5. Amer
    14 febrero, 2012

Deja tu comentario

Mostrar
Ocultar