La TDT en tu móvil

tdt.jpg

Una de las principales ventajas que tiene la TDT frente a la televisión analógica es que mientras que esta última admite únicamente la recepción portátil, la televisión digital admite además la recepción móvil. En el primer caso, para poder recibir la señal de la televisión, basta con colocarle a esta una antena telescópica y estar dentro de la zona de cobertura. En el segundo caso, a parte de, como es obvio, tener que encontrarnos en una zona de cobertura, podemos recibir la señal de la televisión sin tener necesariamente que estar inmóviles. Esto se conoce como recepción móvil y es una de las mejoras con las que cuenta la televisión digital terrestre frente a la televisión analógica, lo que nos permite poder verla desde cualquier medio de transporte.

Actualmente la telefonía móvil esta tendiendo a desarrollar nuevos servicios que ofrecer a los usuarios mas allá de los ya conocidos de voz y datos. El hecho de poder transmitir la TDT hasta los terminales móviles supone para estas compañías un servicio más que ofrecer, algo plenamente factible actualmente con los modelos 3G disponibles en el mercado.

Para la transmisión de la TDT sobre el teléfono móvil es necesario el estándar DVB-H, DVB-H hace compatible la recepción de la televisión terrestre en receptores portátiles alimentados con baterías, es decir, DVB-H es una adaptación del estándar DVB-T capaz de cumplir las exigencias de los terminales móviles. Este combina la compresión de video y el sistema de transmisión de DVB-T. Debido a algunas especificaciones técnicas de los dispositivos para los que se ha creado el estándar, DVB-H ha debido someterse a algunos cambios con respecto a su estándar predecesor DVB-T. El principal es lograr un bajo consumo. Es el problemas mas importante que debía solucionar este estándar, algo imprescindible por tratarse de dispositivos móviles, pues para el usuario es importante el hecho de no tener que recargar constantemente el terminal, y mas teniendo en cuenta que se tarta de un dispositivo con el que este va a ver programas, documentales o incluso películas que pueden durar aproximadamente 2 horas. La solución que DVB-H ofrece frente a DVB-T recibe el nombre de time-slicing, gracias al cual, con las mejoras que introduce, se ahorra hasta un 90% de batería con respecto al estándar DVB-T. Otra de las ventajas con que DVB-H dota al terminal móvil es con una mejor recepción.

Los modos de transmitir la TDT hasta nuestro terminal móvil pueden ser las siguientes:

DVB-H. Emplea la red de difusión de la televisión, por lo que para lograrlo se prescinde de cualquier operador de telefonía móvil, pues la señal se difunde directamente a los dispositivos móviles con capacidad para recibirla. En este caso el modelo de negocio es igual al del TDT convencional (el que no se difunde para dispositivos móviles), es decir, introduciendo publicidad en la programación, donde esta seria su mayor fuente de ingresos. El proveedor de TDT accede a los contenidos a través de acuerdos con proveedores de contenidos o realizando producciones propias. Este modo de difusión esta actualmente muy limitado, debido al principal problema que hoy plantea la TDT: poco tiempo de funcionamiento y escasez de terminales capacitados para recibir la señal de televisión.

DVB-H sobre IP. Como en el caso anterior, también aquí se emplea la red de difusión de televisión, además de transmitirse el contenido del mismo modo que en el caso anterior. A esto hay que añadir los elementos propios de una red móvil y las características propias de esta, como el traspaso de celda cuando el dispositivo móvil se halla en movimiento, el mantenimiento de QoS etc.
Ante la necesidad de emplea datos IP, el concesionario de TDT deberá llegar a un acuerdo con un proveedor que le ofrezca estos servicios y el reproductor del usuario debe tener necesariamente un reproductor de video. El modelo de negocio ahora es mas amplio que en el caso anterior, pues el concesionario de la TDT cuenta, además de con los ingresos generados por la publicidad con los ingresos generados por la recaudación de los servicios de distribución de video y demás servicios similares.

UMTS. Aquí lo que se emplea para la transmisión es la red de telefonía móvil, lo que hace que la capacidad de transmisión este más limitada que en los casos anteriores. La consecuencia de esto es que el servicio ofrecido sea descarga de videos que se pueden visionar mientras se descargan (streaming). Es un método empleado por los operadores de móvil. El modelo del mercado se basa en pago por suscripción o descarga.

contenido.JPG

En la imagen podemos ver los diferentes caminos que pueden llevar los contenidos desde su creación hasta su visionado en los terminales móviles, dependiendo de que red de las vistas en los 3 puntos anteriores se emplee para transmitirlos.

Artículos relacionados

Acerca del autor

2 Comentarios

  1. hector
    2 enero, 2008
  2. manu
    11 mayo, 2009

Deja tu comentario

Mostrar
Ocultar