Guía de Restaurantes Paca Garte – Introducción a la guía.


Todos los Restaurantes aquí


Llevo ya el suficiente tiempo escribiendo en este blog como para hacer una confesión. Tengo el colon irritable. Sí, no es coña, es una enfermedad. No es grave. Pero cuando el colon se irrita es molesto. Imaginaros a Jiménez de los Santos, imaginaros a Maria Antonia Iglesias, imaginaros a Pumares… y, como son pequeños imaginároslos al final de mi intestino. Pues cuando están tranquilitos y calladitos no pasa nada, pero cuando se irritan … te cagas…. Literalmente.

¿Qué tiene que ver esto con una guía de restaurantes os preguntaréis?. Pues muy sencillo. Debido a esta enfermedad en más de una ocasión he tenido que visitar los lavabos de un restaurante con una misión muy clara y, sobre todo, muy urgente. En esos momentos se agradece el afán que algunos hosteleros tienen por hacer de ese lugar un sitio acogedor, pero sobre todo se maldice la desidia con la que otros dueños cuidan sus retretes. Es hora de denunciar a estos últimos y de ensalzar a aquellos que se lo curran. Es hora de demostrar que en un restaurante se debe comer bien… pero también se debe cagar bien.

Por eso en colaboración con uno de los holding del jefe, De Kabo Korporation (también llamada DKK), hemos decido sacar una guía de restaurante que no hable de su comida sino de sus aseos. Porque si es cierto eso de que a un hombre se le conquista por el estómago, pero no menos cierto es que por donde se les jode es por el culo.

Esta guía nace con vocación de servicio (nunca mejor dicho) público. Y es por ello que no sólo nuestras valoraciones cuentan, sino las vuestras, venerados lectores de este blog, Por ello si queréis denunciar o ensalzar a algún restaurante os agradeceremos si mandáis un email a

guiapacagarte@gmail.com

Para hacer de estas valoraciones un ejercicio lo más objetivo posible hemos decidido crear unas categorías y unas puntuaciones estándar, que serán las siguientes

  • Número de tazas: Evidentemente aquí habrá que hacer constar el número de tazas que hay en el local.
  • Número de urinarios: Lo mismo que el anterior. En el caso de que la opinión venga de una fémina el valor será cero por defecto.
  • Seca-manos de aire: Aquí se pondrá un valor booleano: sí / no
  • Toallas: El valor puede ser: Sin toallas/ De papel/ De las de mi abuela
  • Papel Higiénico: Valor booleano: sí/no
  • Nivel de Limpieza.: Aquí la escala será la siguiente:
    • Diez (Ten – el algodón no engaña)
    • Brillante
    • Decente
    • Pasable
    • Sucio
    • Asqueroso
    • Imprescindible entrar con botas de agua
  • Escalafón de Paca Garte: Esta es la categoría más importante. Resume toda la información y sirve de indicación para aquel que tenga pensado entrar al baño del local en cuestión. Hay cinco opciones:
    • Casi como en casa (porque como en casa no se caga en ningún sitio) – 4 barquitos
    • Acogedor – 3 barquitos
    • Aprobado (zu) raspado – 2 barquitos
    • Sólo en caso de urgencias – 1 barquito
    • Sólo si es un “o aquí o en tus pantalones” – 1 zurullo.

Bien amigos, en breve publicaré las primeras críticas que hemos traído de nuestro visita a Barcelona, pero a pesar que lo escatológico del tema pueda echarte para atrás CONTAMOS CON VUESTRA COLABORACIÓN. Es hora de hacer que se pringuen aquellos a los que no le importa que nos pringuemos nosotros. Hagamos de este mundo un mundo mejor.

Artículos relacionados

Acerca del autor

Deja tu comentario

Mostrar
Ocultar