Todos hemos oído alguna vez la expresión “caer en barrena”. Se emplea cuando alguien pasa de un estado favorable a un estado radicalmente opuesto en poco tiempo. Esta expresión está tomada del argot aeronáutico, pues exactamente eso lo que le ocurre a un avión cuando entra en barrena, pasa de un estado en el que está elevando el vuelo a caer a plomo de forma descontrolada.

Una “barrena” tiene lugar una vez que el avión ha entrado en pérdida, algo que grosso modo ocurre cuando el ángulo con el que se eleva (ángulo de ataque) es tal que hace que la corriente de aire que pasa sobre el ala y que genera la sustentación que hace volar al avión desaparezca.

Si a la situación anterior le unimos un giro en el timón de profundidad que hace que la fuerza de sustentación sea desigual entre ambas alas del avión, tendremos una de ellas generando sustentación mientras la otra está en perdida, como consecuencia el avión comienza a girar sobre sí mismo con el morro hacia el suelo, momento en el que el aparato habrá entrado en barrena.

A esta situación se puede llegar accidental o voluntariamente. En todo caso si se produce por debajo de una altura mínima puede resultar imposible evitar el accidente. Por el contrario y siempre que el avión lo permita (hay aviones que no pueden salir de una barrena), el piloto puede reaccionar y devolver el aparato a un estado estable. Para conseguirlo debe colocar los alerones y el timón de profundidad en posición neutral el timón de dirección opuesto al sentido de giro para detener la rotación. Una vez hecho esto, el avión vuelve a recuperar la sustentación en las alas y vuelve a estar bajo control.

En este video aparece un F-22 provocando una barrena de la que se recupera, visto tanto desde dentro como desde fuera. En un primer momento se aprecia como eleva el morro y la pérdida de sustentación hace que el aparato caiga a plomo. El piloto (según se escucha parece no pasarlo nada bien) finalmente consigue recuperar el control: “recovered”.

Cuando los aviones se diseñan específicamente para realizar “la cabra” con acrobacias imposibles, el resultado de una barrena es este:

Barrena vista desde el interior de un Cessna

Y esto es lo que ocurre el ángulo de ataque con el que intenta despegar un avión no es proporcional al empuje de sus motores. El avión entra en pérdida y a una altura tan baja es imposible recuperar el control.

Únete a la conversación

8 comentarios

  1. Por el ruido y por la explosión yo creo que es real, y la forma de lamentarse del tipo de la camara no es de cuando se cae un avion de radiocontrol. Vamos pondria la mano en el fuego por que es real casi seguro.

  2. Hombre, el avión tiene pinta de ser de verdad (tamaño considerable, etc.). Pero si realmente iba pilotado por personas me parece muy heavy que el piloto no supiera lo que hacía con semejante monstruo… :(

  3. Es muy llamativo que a alguien en cuyas manos ponen un avion asi pueda cometer fallos tan de bulto como ese. Cuando lo vi me recordo a este otro video en el que un piloto de los Thunderbirds (una de las patrullas acobáticas de EE.UU) comete el error de hacer un looping a una altura que no es suficiente para completarlo sin pegarsela:

    (Desde fuera)

    (Desde dentro)

    Quiza exceso de confianza, o algun otro fallo en el aparato, por que sino no lo entiendo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.