Hola,

Que sí que sí, que soy yo, que estamos de vuelta. En realidad nunca nos hemos acabado de ir, pero las obligaciones laborales y agrícolas han desviado un poco mi atención. Ahora que hemos decidido darle un nuevo aire al blog intentaré traeros los rimembers una semana sí una no, junto con cualquier otra mierda cosa que se me pase por la cabeza y que merezca ser compartida con vosotros (síndrome de Diógenes mental que dice Chuscurro).

Mirando hacia atrás, haciendo un rimembe de los rimembers en plan recursivo, sorprende ver que el rimembe que hice de los Toi y los Acid House tiene decenas de miles de visitas. Se podría decir que toi sorprendio, pero está claro que hay ciertas cositas que nos tocan la patata sin razón aparente, y son esas cosas las que intentaré traer de vuelta en esta nueva etapa.

Lo de las visitas está muy bien, porque como Faemino y Cansado todo esto lo hacemos por la pasta, pero los que realmente recuerdo con cariño son estos artículos que producen el efecto «¡ala, siiiiiií, que bueno!» y que os mueven a escribir un comentario como el de la serie de la Tía de Frankenstein y el de los Clicks de Famobil/Playmobil. Por eso os animo a que no os cortéis y que cada vez que estos artículos os abran el trastero de la mollera nos dejéis un comentario o una sugerencia para un artículo nuevo.

Y por supuesto seguiremos mirando hacia atrás en cuanto a música y series de televisión, o hacia adelante, porque muchas de las músicas que os he traído de vuelta en los rimembers y alguna serie ha tenido su segunda (o tercera) juventud en los últimos meses. Y es que los 80 están de moda, y lo que viene después es la nueva moda de los 90, y si no, al tiempo. Como veis en el rimembe marcamos tendencias y creamos la moda, así que visitadnos a menudo para ver primero lo que viene después aunque venga de antes

Lo dicho, voy a empezar a reunir material y en breve volveremos por aquí, iremos avanzado contenidos por el tuitel y demás, stay tunned!

Saludos Rimembeadores!

Publicado por Call me Ishmael

Call me Ishmael. Some years ago - never mind how long precisely - having little or no money in my purse, and nothing particular to interest me on shore, I thought I would sail about a little and see the watery part of the world. It is a way I have of driving off the spleen, and regulating the circulation. Whenever I find myself growing grim about the mouth; whenever it is a damp, drizzly November in my soul; whenever I find myself involuntarily pausing before coffin warehouses, and bringing up the rear of every funeral I meet; and especially whenever my hypos get such an upper hand of me, that it requires a strong moral principle to prevent me from deliberately stepping into the street, and methodically knocking people's hats off - then, I account it high time to get to sea as soon as I can. This is my substitute for pistol and ball. With a philosophical flourish Cato throws himself upon his sword; I quietly take to the ship. There is nothing surprising in this. If they but knew it, almost all men in their degree, some time or other, cherish very nearly the same feelings towards the ocean with me.

Únete a la conversación

1 comentario

  1. ¡Cómo he esperado este momento! Los viernes no eran los mismos desde que dejaste de aparecer con tus «Rimembe’s». Particularmente me tocó la patata el de los clicks, ahora que tengo excusa de volver a lidiar con juguetes infantiles, he colado la nueva patrullera para este verano. También son cojonudos los revival musicales, ahí tienes un auténtico filón.

    Te seguiremos atentamente, welcome back Ishmael.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.