Ya han pasado 5 años. Ya llevamos 5 años de guerra en Irak, y Amnistía Internacional acaba de publicar un informe sobre la situación del país y de cómo han transcurrido las cosas durante este tiempo. El informe que podéis consultar aquí: Informe de Amnistia internacional es impresionante, y simplemente buscando un poco por Internet y leyendo a los que han pasado por allí antes y los que pasan por allí ahora podemos hacernos una idea del desastre en el que se ha convertido aquella zona.

Informe de Administía Internacional

 
Sadam Husein era un personaje siniestro, bajo su régimen de terror marginó por completo a la etnia kurda del norte del país (algunos de ellos se exiliaron y son ahora vecinos míos en Lavapiés). Además su dictadura limitaba la libertad de sus ciudadanos y fue objeto de crítica por la mayoría de los países democráticos, especialmente tras el ataque injustificado a Kuwait que motivó la primera guerra del golfo. 

Dicho esto, Irak era un país próspero gracias a sus fuentes de petróleo, y aunque esta riqueza no estaba repartida equitativamente entre las distintas familias del Islam que convivían en el país, sus ciudadanos contaban con una de las sociedades más avanzadas y ricas de todo el Oriente Medio.¿Y qué es lo que ha pasado de hace 5 años hasta ahora? Pues según este informe, y los recientemente publicados por la ONU y por la Organización Mundial de la Salud cientos de miles de personas han muerto (las cifras difieren según el informe, pero las cifras más optimistas hablan de más de 100.000 personas muertas directamente por la guerra) y otras tantas han quedado mutiladas de por vida.

Siendo esta cifra escalofriante por sí sola, lo que realmente llama la atención es que la situación de la sociedad actual es terrible, se calcula que hay 4 millones de desplazados, y las zonas en las que anteriormente las diferentes etnias y confesiones del Islam vivían en paz se han radicalizado y aumentado la cifra de personas que han tenido que dejar su pueblo o incluso su país para poder vivir en una paz razonable.

Otro punto del informe que merece ser destacado es el de la justicia y los crímenes que se cometen todos los días en las ciudades y pequeños pueblos de Irak. Parece que se ha perdido toda confianza en la Justicia oficial debido a las detenciones ilegales, los juicios injustos y un sistema corrupto a todos los niveles, y la gente comete delitos que quedan impunes y que llevan a nuevos delitos por venganza o chantaje. Especialmente grave es la situación de las mujeres, que sumándose a los crímenes que sufren el resto de ciudadanos deben soportar las agresiones de sus propios familiares en defensa del Honor sin que nadie haga nada por evitarlo. Un dato extraído del propio in forme de Amnistía Internacional: el 21.2% de las mujeres iraquíes ha sufrido violencia física.

Económicamente el país está destrozado, ni siquiera el petróleo es capaz de aliviar la situación de un país que vive prácticamente del dinero que aporta la comunidad internacional. Según el informe casi la mitad de la población está en paro, el 70% de los ciudadanos tienen problemas de acceso al agua potable, el 43% vive con menos de un dólar al día y los niños que presentan problemas de malnutrición están en torno al 28%, mientras que durante el bloqueo internacional que siguió a la primera del golfo esta cifra estaba en el 19%.
La guerra en Irak
¿Y todo esto para qué? Se dijo al principio que era por motivos de seguridad y se ha demostrado que Irak no tiene nada que ver con Al Qaeda (ni siquiera pertenecen a la misma confesión islámica), y desde que la guerra comenzó lo único que ha sucedido es que la inestabilidad de la zona ha aumentado y se ha extendido por todo el mundo islámico. Si algo ha cambiado desde entonces es que el radicalismo de origen musulmán ha aumentado y se ha hecho aún más radical.

Se dijo después que toda esta guerra tenía motivos económicos, y lo que se buscaba eran los ricos yacimientos de petróleo que tiene Irak aún por explotar. Puede que esto sea así, no obstante hoy en día tenemos un petróleo que está en máximos históricos y encima USA y el resto de países han gastado una fortuna no sólo en armas, soldados y demás, sino también en seguridad, subvenciones, ayudas y en empezar a reconstruir todo lo que se ha destruido durante el conflicto.

No es fácil acabar este post con nada que no sea una visión pesimista de este país del que decían era la joya de la antigua Mesopotamia. El Irak de Sadam estaba muy lejos de ser una sociedad justa, pero la situación actual no puede ser peor(Irak es el país más inseguro de toda la Tierra según la ONU), y la segregación y los desplazados por motivos religiosos o de etnia dibujan un país roto y susceptible de dividirse en pedazos.

Un pequeño rayo de luz lo aporta el hecho de que poco a poco las instituciones impuestas por el nuevo gobierno se van consolidando. Dicen que los de la zona son gente dura, acostumbrada a sufrir sin perder la dignidad (una característica de la que suelen hacer alarde). Van a necesitar de todo esto para reconstruir su país, después de una guerra que parece que ha beneficiado a unos pocos y ha destrozado la vida de muchos.

Salud y República, y toda mi solidaridad con el pueblo de Irak, los que sufrían antes y los que sufren ahora.

Publicado por Call me Ishmael

Call me Ishmael. Some years ago - never mind how long precisely - having little or no money in my purse, and nothing particular to interest me on shore, I thought I would sail about a little and see the watery part of the world. It is a way I have of driving off the spleen, and regulating the circulation. Whenever I find myself growing grim about the mouth; whenever it is a damp, drizzly November in my soul; whenever I find myself involuntarily pausing before coffin warehouses, and bringing up the rear of every funeral I meet; and especially whenever my hypos get such an upper hand of me, that it requires a strong moral principle to prevent me from deliberately stepping into the street, and methodically knocking people's hats off - then, I account it high time to get to sea as soon as I can. This is my substitute for pistol and ball. With a philosophical flourish Cato throws himself upon his sword; I quietly take to the ship. There is nothing surprising in this. If they but knew it, almost all men in their degree, some time or other, cherish very nearly the same feelings towards the ocean with me.

Únete a la conversación

3 comentarios

  1. En mi opinión, la guerra sólo ha beneficiado a la industria de armas y algunas contratas (constructoras y demás) de USA y otros paises aliados. El resto, aunque saliesen beneficiados inicialmente, han pagado precios muy altos: desde perder unas elecciones a miles de bajas en sus filas (que aumentan a diario). Cuando EEUU inicia una guerra de semejante magnitud suele ser para renovar armamento más que para conseguir petróleo. Si quisieran petróleo le meterían mano al fanfarrón de Maracaibo. En cambio, cada misil Tomahawk (por poner un ejemplo) sale a 3 milloncejos de Euros más o menos. Echad cuentas. La cantidad de dinero de los contribuyentes que va a parar a la industria armamentística con el pretexto de la guerra es indecente.

    No es menos cierto que Irak ‘está de moda’. A raíz de la segunda guerra del golfo y dado que la mayor parte de la comunidad internacional estaba en contra, los medios han centrado su atención en el país de Sadam.
    Pero entre la primera y la segunda guerra del golfo los Tornado de la RAF siguieron bombardeando casi a diario las instalaciones del citado país sin que los medios internacionales se hiciesen eco.
    A mi juicio, demasiada hipocresía en la prensa internacional, que sólo está interesada en vender lo que interesa a según quién. Esa misma prensa que califica lo que ocurre en Irak de situación de guerra mientras que lo que pasa en Afganistán es una misión de paz. ¿Dónde se pone el límite? ¿En el número de bajas por día? ¿En el ‘ratio’ entre efectivos de ocupación vs. insurgentes? ¿En el número de toneladas de petróleo que hay debajo del país dividido por la superficie del mismo?

    Volviendo a Irak, no hay cosa que más le toque las narices a un pueblo (sobre todo si culturalmente vive en la edad media aunque tecnológicamente viva en el siglo XX) que ser ocupado por otro. Da lo mismo si es en misión de paz o una invasión en toda regla, al final se genera un rechazo en la población hacia el invasor y todo aquello que se pueda relacionar con el mismo que se incrementa con el tiempo. Así, va evolucionando de la guerra de guerrillas al alzamiento masivo de la población (véase si no lo que ocurrió hace 200 años en Madrid).

    ¿Cuál es el problema ahora? Tras destrozar un país mediante la guerra erradicando todo símbolo del yugo que antes lo mantenía en calma (el ejército de Sadam, policía, etc.) el peligro real está en abandonarlo a su suerte antes de que las instituciones estén consolidadas tal y como menciona Ishmael. Es como cuando el doctor House radia a un paciente para destruir su sistema inmune antes de un transplante de médula… si el transplante no se lleva a cabo, el paciente puede morir del primer catarro que pille.

    En fin, demasiadas reflexiones y bastante inconexas. Creo que necesito unas vacaciones…

    Saludos,

    Lt. Dimitri.

  2. ¿Radicalizando? Este artículo está hecho con todo el cuidado sin hacer referencia ni a Bush ni a Aznar ni a la madre que los parió a los dos ;) . La idea era intentar mostrar lo que dice el informe de AI y recordar que ya han pasado 5 años desde que empezó aquello.

    No estoy de acuerdo al 100% con lo que dice de Afganistán, pero no es cuestión de entrar ahora en discursiones sobre legalidad internacional y sobre cómo se hizo la descolonización. Afganistán es un estado que se creó artificialmente para acoger a los musulmanes que vivían en la zona de la India cuando los ingleses se fueron de allí, Irak como país moderno tiene un origen similar pero está basado en lo que antes era el Imperio Otomano y estaba en cierta manera ya establecido como país desde hacía siglos. Te recomiendo un artículo del National Geographic de hace unos meses que explica la historia de aquella zona y los por qués de lo que pasa ahora.

    En lo que sí estoy contigo completamente es en que hay guerras de moda y guerras que nadie atiende como las que siguen sucediendo en el centro y en el este de África, donde el desastre es por lo menos tan terrible como en Irak. Otro día cuando tenga fuerzas suficientes hablamos de esto (diamantes, gas natural, tráfico de armas, etc).

    Hoy todos los medios hacen especiales sobre este tema, y nuestro ex-presidente ha hecho unas declaraciones de vergüenza en la BBC que no merece la pena ni comentar. ¿Es tan difícil decir algo como «pensábamos que era la mejor opción con la información que teníamos y puede que nos equivocáramos»? Le regalo la frase si la quiere usar.

    Saludos radicales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.