Propósitos de año nuevo: No ir al gimnasio.

Resulta que esta sociedad que hemos creado donde una imagen vale más que mil neuronas nos empuja cada principio de año a sentirnos culpables por el cordero, los langostinos, el alcohol y el roscón consumidos durante las navidades. Habiendo tanta penuria por ahí… ¿no deberíamos sentirnos felices? Quizás sea otro debate más profundo, pero yo […]